Un cambio valiente


 

Una idea recorre Pamplona: transformar nuestra ciudad desde el municipalismo. Desde el año 2015, la vieja política ha intentado dibujar el contorno de lo posible desde su comodidad, donde sólo se puede aspirar a pequeños cambios que no molesten a quienes de verdad tienen el poder. Estos, los mayores defensores del status quo, nunca le tuvieron miedo al cambio de gobierno. Solo temen el cambio de las políticas. Temen, realmente, a la gente común, a los de abajo. Temen a la ciudadanía haciendo política, porque un Ayuntamiento municipalista solo estará al servicio de la mayoría.

La ciudadanía de Pamplona espera del próximo gobierno más capacidad de diálogo, más consenso, más transparencia, y poder participar de verdad en las decisiones de nuestro Ayuntamiento. Nuestro vecindario quieren que sus representantes cobren sueldos más parecidos a los de la mayoría, y que se acaben los privilegios por ocupar un cargo público. Más oportunidades de futuro, más diversidad y, sobre todo, conquistar la igualdad real.

Somos muchas las personas de esta ciudad las que aspiramos a que los pisos vacíos dejen estar en manos de bancos y fondos buitre, a que la gestión de la energía sea pública y comunitaria, y a que los más poderosos comiencen a pagar impuestos, por fin. Somos muchos los que soñamos con una ciudad con más carriles bici y menos pelotazos urbanísticos, con más escuelas infantiles y auténticas políticas de cuidados. Creemos en un espacio público al servicio de la ciudadanía y no devorado por la turistificación. Esta es nuestra idea de cambio. Un cambio que lleva el nombre de municipalismo.

Imaginamos una Pamplona orgullosa de su diversidad, del valor de lo público, orgullosa de la gente trabajadora y del pequeño comercio. Imaginamos una ciudad así porque es justicia. Pero recorrer este camino juntos, desde el municipalismo, es hacerlo posible. Porque los cambios valientes, los cambios que marcan la diferencia, solo se consiguen dándole la palabra a la gente común, a la mayoría. Un cambio valiente es convertir las promesas en realidades. Y, para lograrlo, queremos recorrer este camino contigo.

 

Firma el manifiesto


  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.